miércoles, 26 de enero de 2011

Marta Domínguez: un debate abierto

Marta compareció ayer ante los medios de comunicación, en una entrevista en Veo TV, en relación con su implicación en la operación Galgo. Fue entrevistada por Pedro J. Ramírez, quien pasó por cada una de las acusaciones que han sido puestas sobre la mesa por la Guardia Civil; por cada una de las “pruebas”, que ligan a Marta con la red de dopaje

Marta negó toda acusación de dopaje o de tráfico de sustancias dopantes. Marta afirmó que nunca en su carrera se ha dopado, que nunca le han sido ofrecidas sustancias dopantes y que nunca ha entregado sustancias dopantes a ningún compañero

Sólo el tiempo nos descubrirá la veracidad de las declaraciones de Marta. Pero sí nos parece necesario revisar un par de aspectos, los cuales no sólo son cruciales para probar la implicación de Marta en el caso Galgo, sino que también han sido críticos de cara a formar un juicio en la opinión pública:

  • Marta negó en todo momento que en su casa se encontrasen sustancias dopantes o bolsas de sangre, calificando de “montaje” las imágenes aparecidas en TV
  • En relación con la operación Puerto (dopaje en el mundo del ciclismo), Marta no ha resultado acusada hasta el momento. De existir la prueba en la que aparece su número de teléfono asociado al nombre “Urco” (nombre que también aparece en una bolsa de sangre), Marta se pregunta por qué no ha sido llamada a declarar
  • Marta habló de su separación con su ex-entrenador, Mariano Díez, quien expresó que “no le extrañaba” la implicación de Marta en el caso Galgo. Además, Mariano Díez declaró ante los medios de comunicación que César Pérez, entrenador de Marta, es llamado “el camello de la Blume”, en el mundo del atletismo. Marta justificó estos comentarios por el enfado de Mariano Díez, quien dice no aceptó que ella decidiera cortar su relación profesional (en palabras de Marta, relación que se produjo porque Mariano Díez dejó de prepararle correctamente)
  • En relación con un listado de pruebas circunstanciales (pendientes de platino, “oro”, SMS con la frase “te dejo tu regalo”, etc); Marta respondió a cada una con una situación en la que dicho comentario tenía un sentido normal

Ni acusamos ni afirmamos la inocencia de Marta. Pero nos encontramos en unos tiempos difíciles en el mundo del deporte; unos tiempos en que los medios de comunicación, no ayudan a mantener la objetividad. Y parece en este contexto necesario recordar el principio de presunción de inocencia, al que todos tenemos derecho

Esperaremos a que el tiempo nos diga qué pasó y cual fue la participación, si es que hubo alguna, de Marta Domínguez en el caso Galgo

Hasta entonces, quizá Marta se merezca un respiro

Tienda Atletismo

2 comentarios:

dioni dijo...

Sin duda todavía y cada vez parece mas claro para los medios de comunicación, que los deportista son unos tramposos;
Y es que después de las declaraciones de Marta Dominguez, parece que las claras imágenes de aquel día en que se levanto todo el escándalo, ya no son tan esclarecedoras....

Lo que tenemos que pensar es que muchos de los jóvenes chavales que vemos entrenando en nuestros polideportivos tienen en el afán de superación su propio dopping y porque PUEDAN existir algunos deportistas que elijan el camino fácil (que posiblemente pueda haberlos), no todos son así.

Por favor dos cosas hay pedir:
respeto a los deportista
castigo máximo a los defraudan y engañan en el deporte.

dioni dijo...

Hace escasos días salto la noticia sobre Marta Domínguez en la que se la desvincula de Eufemiano Fuentes y Manuel Pascua

http://www.elmundo.es/elmundodeporte/2011/01/28/masdeporte/1296172586.html

Pero no hay que olvidarse que Marta todavía continua acusada de dos delitos evasión de capitales y tráfico de sustancias ilegales, por lo que todavía queda mucho por esclarecer sobre Marta.

Publicar un comentario